La cabernet sauvignon se la reconoce por su personalidad marcada en los vinos tintos, pero quizás muchos no conozcan la sutileza y elegancia con la que puede marcar a un vino rosado.

La finca Reserva de la Biodiversidad Dehesa de Luna consigue extraer una delicadeza, frescura y elegancia inusitadas en esta variedad