Este vino sin duda os va a sorprender, os puede dejar boquiabiertos, porque tras casi cuatro años y medio de su vendimia, tiene una juventud increíble y una hermosa vida por delante.

Descubrid la inyección de vida que un terroir muy específico del Montsant ha imprimido en estas cepas de cariñena viejas: