Hay ocasiones en las que el cruce entre dos almas enamoradas del vino parece predestinado. Así ocurrió cuando se encontraron los caminos del gran sumiller gallego Oscar Cidanes y el gran elaborador de vinos blancos dorados Marcial Dorado.

En 2015 pudieron fundar su proyecto en común al que llamaron Destinos Cruzados, y hoy os traemos a uno de sus retoños, un soberbio vino blanco que concentra la pasión, sabiduría y experiencia de estos grandes profesionales: